domingo, 26 de marzo de 2017

A TI, "ENFERMERA DE BASE": ESTO ESTÁ PASANDO CON TU PERMISO

   La entrada de hoy está dirigida a todas las enfermeras "de base", es decir, a la gran mayoría de los profesionales, independientemente de su cargo, puesto o condición. A esa nurse que sabe perfectamente lo que es trabajar a turnos y dejarse la vida cuidando de la vida de los demás, mientras camina por la senda de la mayor invisibilidad profesional que pueda existir.
Esa enfermera que bastante tiene con todo lo que tiene, y que ha decidido hace mucho tiempo que no quiere involucrarse con unos órganos de representación que no la representan en absoluto, pero a los que tiene la obligación de mantener a golpe de cuota mensual.
   ¿Por qué tenemos la esperanza de que esta entrada llegue a esos ojos?
   Pues porque es tal el alcance que está teniendo el último despropósito perpetrado por nuestro Ilustrísimo Consejo General de Enfermería (en adelante CGE), hostigando a nuestra compañera Alda Recas Martín con la amenaza de un EXPEDIENTE DISCIPLINARIO, que será raro que a estas alturas de la película, la dimensión de la ignominia no haya hecho a cualquier enfermera medianamente curiosa encender su ordenador en busca de información sobre este asunto tan turbio.
   Esa es nuestra esperanza. Esperamos que, gracias a su pegada mediática, esta Charada montada por el CGE, nos de la oportunidad de hacer ver a la enfermería de base quiénes son gran parte de los dirigente colegiales, qué hacen, cómo lo hacen y con qué dinero. Sabemos cuál es el problema, y sabemos cuál es la solución. Lo único que se necesita es Enfermeras bien informadas.
 Queremos ofrecer, pasado ya un poco de tiempo, un breve análisis de esta secuencia de hechos "chanantes", o por eso de que "dos noticias juntas se entienden mejor".
   A ver si con todo esto se abren los ojos de mas de una compañera enfermera y alguna se anima a salir del ostracismo y pasar a "este lado". Cuando tus instituciones te quieren sumisa, servil y callada, deberías empezar a sospechar que hay razones de peso para ello.

                                                   LOCURÓN, LOCURÓN
   Ultima Asamblea CODEM, el origen del mal
   Puede parecerlo, pero no lo es. No es el titulo de una película de terror,es el terror reencarnado en enfermería. De esta afirmación pueden dar cuenta las (pocas) enfermeras madrileñas que fueron a su última Asamblea General Ordinaria.
   ¿Que sucedió en esa Asamblea?
  La ilegitima Junta de Gobierno del CODEM, si no lo sabe el lector, se lo decimos, es una Junta "elegida" cual Emilio Losa, sin proceso electoral alguno. El señor Andrada se autoproclamó Presidente a golpe de papel en el tablón de anuncios del CODEM bajo la mirada de un Notario (obviamente cobrando por ello). Vamos, lo que aquí llamamos "hacerse un Losa". Convocatorias en las que no se entera ni Dios, salvo ellos. 
A 7000 Enfermeras en Asturias les fue ultrajado su derecho a un proceso electoral, a más de 40.000 les pasó exactamente lo mismo en Madrid.
   Pues bien, hecha la fechoría, entramos en la escalada de abusos. 
En el caso de Madrid (en Asturias recordemos que ni la hubo) tocó plantear para la Asamblea General, su proyecto de "Reglamento de Régimen Interior sobre actuación de la Junta General" por medio de COLEGIADOS COMPROMISARIOS. Es decir, un representante por cada 1000 enfermeras. ¡Pelotazo!, claro, se acaba el voto directo y con 4 amiguetes se sacan adelante presupuestos millonarios sin que nadie pregunte ni incordie en las asambleas,...como les ha sucedido en los últimos años. No vaya a ser que empiecen los problemas ahora que las enfermeras empiezan a acudir a las asambleas y a preguntar qué se hace con sus cuotas.
Es una medida a todas luces abusiva y represiva. No es viable para asambleas donde no acuden nunca mas de 400 personas, con suerte.
El funcionamiento con compromisarios es muy habitual en otros sectores... 

   En fin, hablamos de una REFORMA ESTATUTARIA ENCUBIERTA, para cercernar la participación democrática de todos los colegiados en SUS instituciones.
   La cosa fue tan importante, que se puso a disposición de "Mr. Andrada" toda la artillería que hiciera falta, es decir, "una saca" de liberados sindicales de toda España, que se colegiaron expresamente en el CODEM para la ocasión, para poder votar y sacar adelante unos presupuestos y unas medidas hechas a escuadra para la nueva e ilegítima Junta directa, tremendamente afín (ahora) a las políticas del CGE y teñidas, como no puede ser de otra forma, del color verde del SATSE.
   ¿Quién acudió a esa Asamblea?
   Pues, a pesar de convocarla en día y hora adecuados para que no pudiera ir nadie, maniobra habitual en tantos, y tantos (y tantos), Colegios; como en años anteriores, por un lado acudieron enfermeras madrileñas concienciadas de que lo que pasa en el CODEM no es ni medio normal, y junto a ellas otras muchas enfermeras de AME que llevan tiempo luchando contra este burdo chiringuito, entre ellas Alda Recas.
   Por "la otra parte contratante", hordas de jubilados con derecho a voz y voto (sin pagar cuota colegial, no olvidemos),  y como no, ese montón de afiliados del SATSE venidos (traidos) desde todos los rincones de la geografía nacional para culminar el esperpento levantando sus sucias y vendidas manos en pos de la violación de los derechos fundamentales de los profesionales de Madrid. Tiene cojones que se hagan llamar "sindicalistas".
Un circo en toda regla, vamos. Y con la entrada gratis.
   ¿Cómo acabo la historia?
   Pues no hay que ser muy listo para saber el resultado de un partido en el que se compra tanto al árbitro como  a los linieres. Cuando en Madrid hay 47.000 enfermeras aprox, con un 99% de ellas con un índice de "preocupación colegial"por debajo de "me la suda", lo esperado es que el sumatorio de jubilados+SATSE superó en votos, no holgadamente, cabe destacar, al resto de enfermeras; y todo para delante.
 Conclusión: Junta Directiva ilegítima("Losazo"), Asamblea en hora a mala fe (12:00 h, mal para asistencia del turno de mañana, mal para turno de tarde, mal para turno de noche, imposible para turno fijo de mañanas), denegada cualquier pregunta antes de las votaciones, y presupuestos+proyectos sacados adelante ( 9 millones de euros a repartir y compromisarios a calzador.). Así fue la última asamblea de Enfermeras, a las que las Enfermeras podían acudir.
En su momento ya tocó dar la enhorabuena a las 47.000 enfermeras madrileñas por su nivel patético de implicación y participación. El maestro armero os responderá a lo típico de "¿Por qué el colegio no hace nada sobre...?": pues porque las Enfermeras se borraron cuando tuvieron la oportunidad de cambiar las cosas. A llorar a otro lado.
   En fin, que los que fueron a presenciar en directo este panorama vergonzante, tuvieron la ocurrencia de ponerse a cantar "libertad, libertad" o a bailar una sardana. El momento, conociendo todos estos datos que hemos expuesto, es más para llevar una lata de gasolina.
   Las redes no dan tregua.
   ¿Y qué pasó después de esa turbia Asamblea? Pues un poco lo de siempre, pero multiplicado por cuatro. Las enfermeras manifiestan su malestar en redes, día si, día también. Y la bola crece, ya no sólo protestan los de siempre.
   Post-Asamblea se empieza a conocer por la prensa el tema de los cerca de 200 señores del SATSE (por llamarlos de algún modo) que se colegiaron en Madrid para poder votar en esa Asamblea....y claro, la cosa se calienta.
   Y cuando las cosas se calientan, es cuando la gente mira, pregunta e investiga...y eso "no mola", porque a los que no les interesa que lo hagas, dicen que husmeas.  Y, evidentemente,  salen cositas muy clarificadoras de quién y por qué las cosas son como son.
  La "Marca" que no es marca.
   Y por la otra parte, ¿qué pasa?, pues que continúan en su mundo paralelo y continúan reprimiendo a la gente que no piensa como lo hace el régimen. Se piensan que todo el monte es orégano hasta que un Juez te baja del guindo de un sonoro ostión a mano abierta y rodabrazo.

El lector puede dar cuenta de lo pasado con "Nueva enfermería" aquí y aquí, aunque con este pequeño extracto se puede hacer una idea:
    A la deriva: Expediente  Alda Recas.
   Tras este pequeño-gran aviso de que la deriva del máximo órgano representante de toda una profesión que aglutina (o debiera, ya que no es el caso) a más de 270.000 enfermeras no es la adecuada, ¿que es lo que hace el CGE y su presidente Máximo González Jurado?, pues escribir un nuevo capítulo en su patético devenir y lanzar el ya famoso  #ExpedienteAlda. Otro tiro en el pie, a lo Froilán  en sus mejores tiempos.
   Sigamos. Lo bueno de todo esto, compañeros, es que "aquí tó se sabe" y "tó se tuitea" o "to se graba"...
   En este fragmento de la "queja-denuncia-protesta" de vuestro compañero Máximo González Jurado a su/vuestro compañero Jorge Andrada Serrano, podéis ver cuan molesto se sintió en el momento que se tuvo que levantar a votar en la Asamblea CODEM.

   Lo curioso de toda esta denuncia es el fondo del asunto. Nosotros nos planteamos varias cositas:
   -¿Qué hace el señor Jurado colegiado en Madrid?, ¿Y tambien en Córdoba?, ¿Dónde mas está colegiado? Es su derecho estar colegiado, pero NO SU OBLIGACIÓN. No ejerce como para tenerla.
   - A ver si nos aclaramos. No puede ser esto de "A Dios rogando...", señor González Jurado, o se colegia en Madrid, o en Córdoba. Uno no puede estar en todos los "saraos" y votar en todas las Asambleas. No le puede pedir una cosa a las enfermeras y usted hacer lo contrario.
 
   - Y otro "pequeño" detalle.  La petición de expediente a la Sra Alda la hace por un lado el CGE y por otro el ciudadano González Jurado, pero por favor,  atentos a los detallitos, Sr Corpas.
   Cuando acudan al Notario, si quieren dar fe de algo, que el CGE se pague sus cositas y que el Sr. Jurado se pague las suyas.
   No envíen al Sr. Corpas en nombre del CGE al Notario... y barra libre, "tá tó pagao". Si yo voy al Notario, voy en mi nombre y lo pago yo. Una cosa es el CGE y otra el Sr. González.... aunque le cueste diferenciar entre su persona y el Consejo General (que no le pertenece).
  En fin, levantada la liebre y conocido el fondo, es cuando uno puede comenzar a sacar conclusiones.   Uno puede ver cual es la idea y el fondo de todo este asunto (y de muchos otros) tras identificar la relación CGE-CODEM-SATSE. También uno puede conocer qué periódicos y periodistas son del régimen, aquí unos ejemplos para que adivinen:
  1. "Expedientan a una enfermera por criticar públicamente la gestión de su colegio profesional
  2. "Una enfermera denuncia que el CODEM le ha abierto un expediente por opinar"
  3. El Colegio de Enfermería investiga a la portavoz de la Asociación Madrileña de Enfermería por su actitud crítica
  4. El Consejo G de Enfermería y su presidente salen al paso de las descalificaciones de AME
  5. "Amenazas y coacciones" motivan la "información previa" a Alda Recas y AME
   Moraleja/Conclusión
   Si se han molestado en leer las noticias y enlaces que completan esta crónica habrán visto que posiblemente el recorrido de este "expediente" sea corto, ya que su fundamento es ridículo.
    Uno no puede ser Juez y parte. El CGE y el Sr. Máximo González no pueden pedir a CODEM y al Sr. Andrada JUZGAR a Alda Recas y a AME cual Juzgado de Guardia. Zorros juzgando a gallinas.
   Pensamos que la idea original fue intentar amedrentar a unos y a otros, es decir, a AME, a Alda Recas y toda enfermera que viese esta decapitación pública.
   Recuerden, el Congreso Internacional de Enfermería está en puertas, no se pueden permitir que un puñado de enfermeras revoltosas fastidien la fiesta, se juegan muchas cositas.
   Esta jugada, pensaron, tendrá un impacto limitado en el redes, pequeña noticia en la SER,...poquito mas. Pero la cosa se les escapó de las manos y se encontraron con este marrón:

Expedientan a una enfermera que protestó cantando contra el presidente del Consejo de Enfermería: "Podría dejar de trabajar de por vida"

   La noticia sale a nivel nacional y claro, ya no hablamos de trapitos que huelen sólo en casa. Con perdón, "la mierda" ya empieza a salir por las ventanas...
   Para nosotros un claro ejemplo de que al CODEM le han metido en un "mierdal" gordo son las declaraciones de David García Higueruela, actual jefe de prensa (sustituto de Bartolomé Navarro,...),  que pueden ver ustedes en el enlace. No es lo mismo hablar para prensa local-regional que para noticiero nacional...y se nota.
   El tremendo hacha que el señor González saca en su escrito para que el CODEM tramite, en palabras del señor García Higueruela se ve que al cocer, mengua, claro. Ya vimos cómo el propio Máximo González Jurado reculaba en aquello de abrir un expediente a otra enfermera por unos (lamentables) comentarios realizados fuera de su labor profesional y referidos a ámbitos ajenos a la profesión ¿recuerdan esto? . Pues ahora el señor Máximo silba mientras mira para otro lado y dice que sólo expresaba su opinión personal...
Cojamos palomitas.
Veremos que hace el señor Andrada, le toca mover ficha. ¿Se quitará este problema dando carpetazo inmediato?, ¿cederá a la presión del CGE y continuará con este dislate?.
La verdad es que lo tiene complicado. Reconocer el error públicamente o continuar por un camino incierto para satisfacer los deseos de terceros con mucho poder e influencia...y dinero (Palabrita de Juez).
A la vista de los últimos actos del CGE y sus representantes... no quiero ni imaginarme si en el Congreso CIE de Barcelona algún asistente pregunta por el Tribunal del Santo Oficio.

lunes, 13 de marzo de 2017

Máximo CASTAÑAZO. La delirante demanda del Consejo General de Enfermería contra la Asociación Nueva Enfermería.



     La asociación "Nueva Enfermería", de la que seguro han oído hablar todos a estas alturas, es un grupo de gente inquieta y con ganas de mejorar la profesión enfermera desde sus bases más elementales, que es desde donde deben arrancar las cosas más importantes. Y desde luego, nada más relevante que las instituciones que nos representan por fuerza y por ley; vamos, que no nos queda otra que pertenecer a ellas.
   
      Dicho esto, la siguiente cuestión que puede surgir es: "¿Quiénes forman Nueva Enfermería?".
Pues usted mismo, si así lo desea, ya que es tan simple como asociarse y ponerse manos a la obra. No se cierra la puerta a nadie y se necesita gente con implicación y ganas de cambiar las cosas.

   Seguro que a alguien se le ocurre preguntar: "Pero entonces, la Junta Directiva... ¿Quienes la forman?". Pues pasen y vean a un grupo de enfermeras que en su momento decidieron que, dentro de sus posibilidades, la Enfermería merece un cambio o, al menos, estar informada de lo que EN REALIDAD nos pasa a diario , algo que dista mucho de ser una una balsa de aceite.

     Pues bien, dentro de ese grupo heterogéneo, hay presencia también asturiana, ya que, por suerte o por desgracia, estamos metidos en todos "los fregaos" donde consideramos que se hacen las cosas bien (o mal) en relación al presente y futuro de nuestra profesión y sus representantes, de ahí que dediquemos esta entrada en nuestro blog.

     Sepan ustedes, y aquí comienza la historia, que siendo la Asociación Nueva Enfermería (ANE) un retoño, un ilusionante proyecto "recién nacido" con muchas esperanzas, una de las primeras cosas que recibió no fue una calurosa y afectuosa bienvenida, no. Lo primero que recibió fue un sonoro mamporro con forma de demanda por parte, nada más y nada menos, que del Consejo General de Enfermería de España (Máximo González Jurado y su cuadrilla desplegaron toda su fuerza y arsenal para intentar cortar de raíz cualquier posibilidad de éxito de esta nueva asociación enfermera).

     Les aconsejo leer detenidamente la entrada, porque no tiene desperdicio. Hay películas en los cines con peor guion que el de esta truculenta maniobra.

    Pues bien, pasados los meses y gastados nuestro tiempo y también nuestro dinero  (no nos engañemos, eso era el principal objetivo del CGE: asfixiar económicamente cualquier brote incómodo), ya tenemos respuesta  sentencia y resolución Judicial.

     Como nos parece que es una información lo suficientemente importante como para abrir los ojos a mas de una y de dos enfermeras, creemos que merece un análisis detallado por nuestra parte, y a eso vamos con la esperanza de que la curiosidad les haga seguir leyendo.

    Como ya hemos dicho, nos hacemos eco de este fallo judicial no sólo por el interés general que suscita, si no porque miembros de la AEA están directamente implicados. Disfruten del espectáculo.

     En esta primera captura se puede ver que la demanda interpuesta por el CGE implica a más de una persona, lo que pone de manifiesto la intención dañina del demandante, ya que no sólo demanda a la ANE como asociación, sino que menciona y carga contra todos y cada uno de los miembros de su Junta Directiva, uno por uno, de forma nominal y explícita.

     A nadie con dos dedos de frente se le escapa que no deja de ser un intento de amedrentar; algo que, dicho sea de paso, no se consiguió (por no asegurar que tuvo el efecto contrario).  Esta tranquilidad demostrada por los demandados no fue por exceso de valentía ni soberbia de la Junta Directiva, si no por el convencimiento de que siempre se han hecho las cosas correctas desde el principio.


     Segunda captura. Aquí se puede ver todo lo que el CGE solicitó en su demanda, que no es poco, así como sus delirantes argumentos.

      Dicen que ellos son los propietarios de la marca "en NUEVA ENFERMERÍA" a nivel europeo, que hay riesgo de confusión con la asociación y que se le hace competencia desleal en forma de "ACTOS DE IMITACIÓN, DENIGRACIÓN Y CONFUSIÓN". Uno se imagina lo que pensaría su abogado cuando tuvo que redactar la demanda y lo mucho que tuvo que morderse la lengua para no perder el encargo... que obviamente pagamos todas las enfermeras, pues va cargado no al bolsillo de Máximo o de la Junta del CGE, sino al presupuesto de TODA la Organización Colegial, es decir,a todos nosotros.

     Recuerde, el CODEPA les entrega casi medio millón de euros todos los años... no vaya a ser que se arruinen, y a pesar de todo tampoco nos rinden cuentas, ni siquiera hemos tenido representación de Asturias en sus reuniones. ¿Habrá explicado el CGE en qué reunión se tomó el acuerdo de comprar la marca e interponer la posterior demanda? .

    Así pues, como lo que se hace en ANE es "malo malísimo" se solicita por parte de un CGE desamparado y desvalido (#ironíaoff) que nos cambiemos de nombre, que dejemos de usar esa denominación y que cancelemos la web y el blog.

Vamos, cerrojazo puro y duro. ¿Quién necesita Estatutos Mordaza o Inquisición?

      Pero eso no es todo, ahora llega el ensañamiento: el CGE solicita a Su Señoría que publiquemos ( a costa de nuestros bolsillos, por supuesto) el fallo judicial en "El Mundo", "El País" y como no, en "Diario Enfermero" y "Diario Médico". ¿A quién pertenecen estos últimos? Sin comentarios, busquen, pero ya les advertimos que no busquen muy lejos. Todo queda en casa.

       Y por si fuera poco, solicitan que además paguemos toda la fiesta y molestias ocasionadas, es decir, las costas, que ya les adelanto no eran para nada baratas...

Casi nada, oiga. Lea sin rubor e intente no enojarse aún, esto es lo que el CGE solicitaba en la demanda:


     Sin embargo, y muy a pesar de los esfuerzos de Máximo, la Junta del CGE y su equipo de abogados... el Juez sentenció algo muy alejado de sus ambiciones.   

Aquí llega el momento en el que a Su Señoría se le debió de levantar una ceja ante tal despropósito y no le quedó otra que arremangarse la toga y decir, vamos a ver "ya basta de bromas"... y claro, sale el escrito que sale.

     Ya sabemos que nada puede hacer sombra al Podólogo de Puente Genil, que nada hay en el mundo mundial que iguale su valía y esplendor. Ahora bien, eso de que ANE le hace competencia de forma ilegal... eso dice el Señor Juez que no, que ni es ilegal ni hay tal competencia. 

     El Sr. Juez deja muy claro que una cosa es lo que hace ANE, informar a las enfermeras o criticar al CGE, y otra completamente distinta lo que el CGE dice que hace con su invento (y otra aún distinta lo que realmente hace, es decir, nada).

      Zas, la primera en la frente.  Lean, lean, no sean tímidos:
   
     ¿Y qué pasa? que Su Señoría le aclara al CGE, por si no lo sabía, que ANE no realiza ninguna competencia comercial. Vamos, una obviedad, ya que  ANE carece de fines comerciales, y lo que es mucho peor, el registro que ha hecho el CGE tampoco tiene ese fin. Vamos lo que se dice "un auténtico despropósito"

      El caso es que nadie ha visto tazas, camisetas, panfletos, libros o merchandising bajo el nombre del CGE y su pretendida marca "en Nueva Enfermería". No se, quizás en el futuro.... con el dinero de todas las enfermeras... proyectos más ridículos (y onerosos) hemos sufrido.

       Aquí el fragmento de la sentencia:


    Pero eso no es todo, el asunto va tomando cuerpo. Por si aún no hubieran recibido suficientes reveses, a Su Señoría le dio por leerse los estatutos del CGE y ¡¡oh sorpresa!!, el Señor Juez considera que para nada el CGE está legitimado para demandar a terceros por competencia desleal, POR QUE NO LO PERMITEN SUS PROPIOS ESTATUTOS, ya que una corporación de Derecho Público no puede desarrollar "actividad económica propia". ¿En qué estaría pensando el abogado que redactó la demanda? ¿Haría alguna rebaja? No seamos maliciosos y pensemos que realmente Máximo y sus "hombres de negro" sabían que la demanda no tenía fundamentos y que ni siquiera era legítima. No dudemos de su buena fe y defensa de los intereses generales de la profesión enfermera ante el peligro que podía suponer ANE...

     Lo entendemos, suele pasar. Cuando uno lleva tantos años al frente del mismo barco es frecuente confundirse y no saber dónde termina una cosa y dónde empieza otra, lo público y lo privado, lo propio y lo ajeno. Ya le pasó al señor Emilio Losa con un tema parecido, recuerden sus declaraciones sobre el CODEPA, aquello de "esto es una empresa privada y como tal...".

     Es triste que tenga que venir un juzgado a decir "oiga, no mezclen el Consejo General de TODAS las Enfermeras, con los chiringuitos satélites que tengan ustedes montados". 

Lean y disfruten, es para hacerse una camiseta con el texto.: 

    Sigamos que la cosa va "in crescendo". 

   Cuando un Juez dice "A mayor abundamiento...", agárrate la ropita interior con las dos manos y busca muda limpia, que vienen curvas. Y así fue. 

   Su Señoría observa claramente que ANE nace en Junio, sin afán económico, como se ha dicho, y que en Julio (un mes después) el CGE planta una demanda, sin aviso previo ni ganas de conciliar con el/los demandados.  Curioso, coincidente, retorcido y ruin.

   Hay una frase en la sentencia que da pena y vergüenza ajena al mismo tiempo, sobre nosotros mismos. Me refiero a eso de "a pesar de tratarse de compañeros", a la hora de demandarnos sin avisarnos previamente. 

  Aquí podríamos ampliarle información al Sr. Juez y decirle quello de: "Mireusté", Señor Juez, para el CGE no hay compañeros, sólo hay enfermeras que deben pagar y callar, el resto somos incordio, porque pagamos y no callamos. 

   JAMAS HAN TENIDO COMPAÑEROS, señor Juez.  De hecho no se les recuerda ya labor asistencial en la profesión. Pertenecen a un universo paralelo donde no hay turnos, ni pacientes que cuidar. Y esperando equivocarme, el recurso a esta demanda lo acabará demostrando.
   Pero sigamos. Lean ustedes la parte en rojo, donde el Juez deja cristalinas las cosas, es lo mejor de todo. Básicamente dice que:

   EL CGE, USANDO UN MEDIO LEGAL (LOS JUZGADOS) BUSCA ALGO ILEGAL, CALLAR VOCES CRÍTICAS MEDIANTE LA REPRESIÓN DE LA DISIDENCIA, USANDO SU SUPERIORIDAD ECONÓMICA, ACTUANDO DE FORMA MANIFIESTAMENTE ANTIJURÍDICA. 

Palabrita de Juez. 
Ahora vas y lo cascas. Lean y rían, a carcajadas.


   Visto lo visto, ya con semejantes reveses, Su Señoría les condena al pago de las costas de este xareu,  dejando alto y claro LA TEMERIDAD Y MALA FE DEL CGE


   Por tanto, el Juez desestima la demanda y tal como ya  se expuso y expresa condena a costas y DECLARACIÓN DE TEMERIDAD Y MALA FE POR PARTE DEL CGE.


Y recuerde, el Consejo General de Enfermería, cuyo máximo representante es el "Dr.²" Máximo González Jurado, es el que, como enfermeras, nos debe defender, amparar, proteger y luchar por nuestros intereses...


 El CGE y su presidente, te recordamos, es esa institución que pretende sacar adelante iniciativas coercitivas COMO ESTA.
Aun te faltan motivos para #tomatucolegio ?
Acude a las Asambleas, ejerce tus derechos.
Acude a votar.
Comparte, difunde, comenta. #6000enfermeras

domingo, 5 de marzo de 2017

Peligran las ayudas para colegiados en el Congreso CIE de Barcelona


No es ninguna novedad, y no deja de resultar sorprendente, que el incesante trapicheo que se traen algunos "representantes" de las enfermeras (obligatoriamente) colegiadas, parece carecer de interés  entre las mismas, pero a nadie se le escapa tampoco que los "turbios asuntos" empiezan a tener poca gracia y elevados costes económicos (judiciales) y provocan evidentes deterioros profesionales; sobre todo cuando las cosas mal pensadas, mal diseñadas y peor ejecutadas repercuten negativamente, ya no sobre los propios actores de los habituales tejemanejes sino, y este es el drama, sobre todos y cada uno de los profesionales de la Enfermería en España. 
Aquí las enfermeras somos doblemente víctimas de una "vamos-a-dejarlo-en caótica" gestión (los jueces dirán si, además, es ilegal) y además de la aparición de problemas como el siguiente:
Varios enfermeros han denunciado irregularidades en la concesión de ayudas económicas al Congreso CIE de Barcelona, o como llaman algunos, "El Congreso de Máximo".

Estas denuncias se fundamentan en aspectos tan obvios como la ausencia de presupuestos y/o de aprobación de estas medidas por parte de los propios colegiados en Junta General. En definitiva, de aprobarse incumpliendo los propios estatutos colegiales.


Aquí ya se intuye el problema: ¿Deberán devolver ese dinero las enfermeras? Las cuantías han sido generosas, no se espera la misma caridad por parte de las Juntas de Gobierno cuando haya que retornar esos miles y miles de euros. ¿Alguien piensa que lo van a poner de sus bolsillos Emilio, Alfonso Román o Máximo? Permitanme una duda más que razonable.


jueves, 2 de marzo de 2017

Debate sobre la prescripción enfermera en el Congreso




Aunque para la mayoría de las enfermeras pasó desapercibido, el pasado 23 de Febrero, sí, hace justo una semana, tuvo lugar en el Congreso de los Diputados un debate en el seno de la Comisión de Sanidad alrededor de la famosísisma #prescripciónenfermera. Ya la fecha (23F-"todo el mundo al suelo") nos hacía temer lo peor, pero somos tan ingenuos que creíamos que podía significar una futura efeméride para la profesión. Obviamente, nos equivocamos. 

En esta ocasión, creo que es de ley que echemos algunas flores a la profesión, por fin en el debate participaron dos diputadas que, además, son Enfermeras. Aunque sigue siendo cierto que en la comisión  tenemos poco peso, es un hecho que podemos considerar histórico y que, por supuesto, debemos valorar en su justa medida. Es tan importante que las enfermeras tomemos conciencia política, que dispongamos de un discurso y defendamos en estos foros nuestra contribución a la sanidad, que aunque lo que pasó en esta ocasión tiene poca explicación, debemos congratularnos todos de que estas compañeras nuestras hayan liderado el debate (considero que el resultado poco tiene que ver con las diputadas y su labor, sino mucho más con interesados agentes externos).

Vaya pues por delante nuestro agradecimiento a personas como Marta Sibina y  Victoria Begoña Tundidor, por su presencia y compromiso, independientemente de ideas políticas o de que las cosas salgan como uno cree que deberían salir; disponer de enfermeras diputadas que además ejercen como tales es un lujo que hasta hoy no habíamos disfrutado. Aprendamos de ellas, y animémoslas a  seguir tirando del carro. Ellas (y muchas otras que aún no han dado el paso, o no han roto el techo de cristal) deben liderar el futuro de la profesión en el entramado ejecutivo y legislativo. Alzar el nombre de la Enfermería allá donde otros no se atreven o son incapaces...

Ni que decir tiene que hemos conocido algún otro "enfermero" diputado autonómico, que no ha ejercido en este sentido ni mucho menos. 

Pero no nos desviemos del tema, que además no sería bueno alargarlo más de lo necesario. En la Comisión de Sanidad lo que se debatía era una Proposición No de Ley (PNL), que presentaba el Grupo Socialista, en la que se planteaba la Derogación del famosísimo e infame Real Decreto 954/2015 de prescripción enfermera del que ya hemos hablado y hablado, aunque seguro que no lo suficiente. Recordamos que las PNL, aun siendo aprobadas, no vinculan en absoluto al Gobierno a cumplirlas; si bien una buena PNL con un gran respaldo no debería ser desdeñada por ningún gobernante. Especialmente si gusta de llenarse la boca con palabras tan atípicas como "democracia".

El debate podéis recrearlo en vídeo,  leerlo aquí o descargar en PDF ; y ya ha sido resumido por JL Badallo en su blog y debatido ampliamente en twitter, pero nos gustaría hacer un pequeño resumen a nuestra manera, ya que quizás podamos aportar algo de luz y una visión diferente o con nuevos matices.
  • La apertura de juego por parte del Grupo Socialista, por medio de su portavoz Victoria Begoña Tundidor, creo que la firmaría cualquier persona coherente, y más aun si es enfermera. La exposición estaba bien preparada y se nota que detrás había Enfermería, mucha Enfermería. 
  • Sin embargo, a continuación, el grupo parlamentario Ciudadanos con el Sr. Igea como portavoz dejó claro, con una muy sencilla y clara intervención, que compartiendo los criterios de la primera, cualquier acción será inútil si no se cambia la Ley que precede al Decreto, por lo que propuso una enmienda a la PNL que cualquier enfermera firmaría, y es que se proceda a cambiar la muy mejorable Ley también. 
  • La intervención de Marta Sibina, Unidos Podemos-En Comú Podem-En Marea , en forma de cuento, pero muy pragmático, ilustró perfectamente la situación. Todo iba de maravilla, pensábamos quienes seguíamos con ilusión el debate; TODOS en la misma línea, todo bien fundamentado y orientado al noble fin de que las enfermeras podamos aportar al sistema sanitario un valor añadido coherente con nuestra capacitación y competencia (que por otro lado, ya se desarrolla en el sistema).
  • El representante de ERC Sr. Oloriz Serra refrenda lo hablado hasta el momento... nos frotamos las manos...
  • Irrumpe en este momento el representante del PP (por cierto, el único No Sanitario), y basa su disertación en vaguedades  y conceptos vacíos que poco o nada tienen que ver con lo que se está tratando en el debate; y aparecen a destiempo términos como seguridad del paciente, cronicidad, planes de cuidados, procesos asistenciales, historia clínica electrónica... Y digo yo... ¿Dónde aparecen todas estas cuestiones en la famosísima Ley del Medicamento? ¿No sería necesario que la ley se adaptara a esta realidad asistencial? Dejemos esto que da para otra entrada muy sesuda... desde luego mucho más coherente que las cantinelas de la mesa coja de dos patas.
  • Felizmente el representante del Grupo Mixto volvió a la realidad del debate y fijó su posición en apoyo de la PNL. 
Una vez todos han hablado toca al Grupo Socialista comunicar si acepta o no  las enmiendas...
Cualquiera hubiera pensado que se podría aceptar hasta la del PP por inocua, dando por hecho que se aceptarán las de los otros grupos, todas en la misma línea que las del PSOE.
Pero la cosa, inexplicablemente, empieza a torcerse, si es que no había nacido rana ya de origen.
La portavoz del Grupo Socialista comunica que lo están "pensando y debatiendo" así  que se deja la votación para el final de la reunión. Algo raro está pasando... y los hilos no paran de moverse...
El resultado es que el Grupo Socialista (o quienes hayan presionado) decide no aceptar las enmiendas. No se ponen de acuerdo y la moción es rechazada.



Pero... ¿Qué pasó? o ¿Qué entendemos que pasó?

El PSOE (y los agentes que presionaban a este grupo) no estaba dispuesto a proponer o aceptar un cambio en el artículo 77 de la Ley de Uso Racional del Medicamento para que considerara agente prescriptor a las enfermeras tal y como sí lo hace con los podólogos, odontólogos o médicos. Los otros grupos entendían que, lógicamente, sin este cambio la PNL no servía absolutamente de nada (De poco iba a servir en cualquier caso...).

Resultado... juzguen ustedes mismos. Nadie se pone de acuerdo. Bueno, eso no es del todo cierto:
CiudadanosPodemos, se ponen de acuerdo en que hay que derogar el Decreto y además modificar la Ley que lo origina.
Llama la atención que los nuevos partidos políticos sean capaces de pensar de un modo más flexible y abierto, con mayor altura de miras y desde luego con mayor sentido común. Tal vez los partidos "tradicionales" sean incapaces de librarse de estereotipos y viejas rencillas.

En mi opinión falla el planteamiento del debate, prescribir no es un "derecho"de las enfermeras como colectivo, ni como profesión. Que las enfermeras en el ámbito de sus competencias prescriban es una oportunidad para la mejora del Sistema Sanitario, y en esos términos se debe plantear: en mejora de la seguridad, en sostenibilidad del sistema, en mejora de los procesos asistenciales, de la gestión de los cuidados, etc. Y quién dice las enfermeras, dice de otras profesiones sanitarias que pueden prescribir tratamientos, productos y demás.

Es cierto que  no prescribimos por ser enfermeras, es decir, existe una clara discriminación a que las enfermeras ejerzan sus competencias (no solo prescriptoras por cierto), solo por el hecho de ser enfermeras, pero el planteamiento paternalista de dejemos que las enfermeras prescriban... tampoco creo que sea nuestra mejor aportación, ni la salida al problema.

Desde luego no cuando hay ejemplos claros de otros países o comunidades donde esta labor desarrollada  por las enfermeras ha supuesto enormes beneficios tanto para los usuarios como para el Sistema en su conjunto. Y allí no han tenido que soportar juicios de valor ni chorradas de representantes de colectivos médicos ni de políticos ignorantes de la realidad profesional en los equipos de salud del siglo XXI.

Desconozco qué experiencia o conocimientos tienen algunos políticos actuales de las necesidades y opiniones sobre estos temas tanto de usuarios como médicos y demás componentes del Sistema Sanitario, pero desde luego parece estar anclada en un acartonado pasado. Tal vez sean rehenes de sus propios prejuicios o de interesados consejeros, asesores y supuestos representantes de colectivos que en realidad sólo defienden intereses y beneficios particulares. Si no nos liberamos de esas rémoras, tal vez sean los pacientes y profesionales los que se terminen deshaciendo de ellos.




domingo, 19 de febrero de 2017

DE HOMBRES ANUNCIO, LISTAS DE LISTOS Y ENFERMERAS INGENUAS.

DE HOMBRES ANUNCIO, LISTAS DE LISTOS Y ENFERMERAS INGENUAS.

Vaya por adelantado la "disculpa" por la extensión de la presente entrada, pero la línea cronológica de eventos empieza a resultar tan larga, que hasta los que estamos de ella, necesitamos de vez en cuando refrescar la memoria y poner en orden todos los acontecimientos.
Hay culebrones de los 80 con menos capítulos.
Empezamos a echar de menos la reiterativa manía (entiéndase, de maniático, no de maníaco; que está el patio sensible) que Don Emilio Losa y Don Alfonso Román, como cabezas visibles (lo de pensantes está por ver) y el resto de ilegítimos y recusados miembros de la Junta de Gobierno del CODEPA acostumbraban a perpetrar habitualmente con el dinero de los casi 7000 Colegiados y Grados de Asturias.
Durante 2016, llegó a ser incluso moda, que cada solicitud que algún colegiado presentaba por registro de entrada, era respondida mediante un anuncio en prensa. Precio según tarifa vigente, no menos de 1500€ en cada medio, IVA a parte. 


Resultaba así, sin presupuesto ni justificación ante quienes ponen el dinero, tremendamente insultante lo sencillo que sale gestionar el dinero de todos (aunque se continue investigado por apropiación indebida desde 2014) para uso propio en este país; esto se explica más abajo.
Así, ante la solicitud de información que en su día alguien realizó, en su pleno derecho como Colegiado,  sobre los supuestos miembros de la supuesta Junta de Gobierno que supuestamente ganaron unas supuestas elecciones que, supuestamente se realizaron y de las que, supuestamente nadie (salvo ellos) se enteró, la respuesta fue un anuncio en los principales medios escritos de la región, amenazando con una nueva demanda por “falsedad” y “mentiras”.
Cabe recordar, llegados a este extremo,  que el supuesto proceso electoral, origen del anuncio de marras, fue declarado nulo de pleno derecho por el Consejo General de Enfermería de España en su resolución 7/2016.

Que, como se puede leer en su texto íntegro aquí, y una vez traducida toda la jerga jurídica, viene a decir algo así como:"Efectivamente, os la han intentado meter doblada y sin vaselina"; aunque, por otro lado, siga resultando tremendamente irónico el empeño que pone el CGE en querer comparar la situación de Murcia (resolución 6/2016) con la de Asturias. Como si los granos en el culo propio fueran los mismos que en culo ajeno (Perdón, Amelia, por la licencia).



Después de una resolución tan lapidaria como vergonzante, y en vez de hacer lo que tendrían que haber hecho, si tuvieran un mínimo de dignidad, que es DIMITIR (ojo, que si estuviéramos en Japón su única salida sería el Seppuku), todavía tienen

la ocurrencia de presentar recurso ante la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Madrid y solicitar también la adopción de medidas cautelares que les permitan seguir cometiendo todos sus presuntos delitos.
Pero eso si, no lo hacen a título individual, como particulares damnificados por una resolución que consideran injusta y pagándolo de su bolsillo. (Igual es que  alguno se cree que realmente que hubo elecciones...).
Sino que lo presentan escudados en la institución que no les pertenece, en la que se parapetan, y presuntamente pagados por todas y cada una de las enfermeras de Asturias. Esas que SI tienen la total seguridad de que NO hubo ningún proceso electoral, porque NUNCA les fue notificado.
El NO mostrarnos el presupuesto de ese gasto y su justificaciónen acta alguna, entra dentro de su manera transparente de afrontar la vida.
Es decir, sin vergüenza ninguna, yo recurro,
Y pagamos a buen precio, a sabiendas de que tanto el recurso, como las cautelares, se lo encargan nada menos que a un famoso buffete de abogados de merecido renombre y conocidas tarifas.
Evidentemente, las presente quién las presente, ambas solicitudes reciben en los juzgados tremendas ostias a mano abierta en forma de denegaciones.
Pero no pasa nada, porque ahí está el dinero de todos para volver a presentar recurso de reposición ante el mismo tribunal, y amenazar con llegar al Supremo si hace falta.



En lo referente al anuncio vamos por partes, que hay tela que cortar.
La información que se les solicitó en su día, que nunca fue respondida, y que ya forma parte de la demanda interpuesta por  falsedad documental, es una información que debe ser de dominio público y estar accesible en la página web para cualquier ciudadano que la precise, a través de la Ventanilla Única. Esa misma que hace unos meses decían que se iba a "potenciar" y por la que había que cerrar las sedes de Avilés y Gijón (y poner en la calle a los que allí trabajaban... y afrontar un nuevo juicio...) pero que, a día de hoy, sigue siendo la, digamos, misma mierda incompleta de siempre. Por no andarnos con rodeos ni eufemismos.
Estamos hablando de los datos de Colegiación de los miembros de la ilegítima Junta Directiva que dicen haberse presentado al "proceso electoral. No solo los Colegiados, sino toda la población, tiene derecho a saber si un individuo pertenece al Ilustre Colegio de Enfermería o no. Incluso, si me apuran, mis propios datos deberían llevar en la web desde el 97. Lo que supone 20 años de retraso.
Eso debe serparte del "normal funcionamiento" del que tanto presumen.

Ocultarlos es, de mano, ilegal en base a la Ley de Colegios Profesionales (Art 10, punto 2 apartado a). 
De lo sospechoso y maloliente que pudiera resultar, teniendo todo lo que tienen encima de la mesa (y más que se les va a poner) mejor no hablar.
También en este asunto, necesitarán estos individuos un Juez (y todos los recursos necesarios) que les diga qué es lo correcto. Denuncien, por favor, que pagamos entre todos. 
Aunque en aquel lamentable anuncio de prensa se repitieran argumentos vacuos, coletillas manidas y textos espumosos de ira, lo cierto es que merece la pena (casi un año después) pararse un segundo en la afirmación de que la Asociación Enfermería de Asturias quiere acceder a la institución “por la vía rápida”.
Sería gracioso, si no fuera porque viene de quién viene.
No, perdonen ustedes, pero no. La “vía rápida”  son los supuestos “procesos electorales” que ustedes llevan convocando desde hace 25 años, con la guinda del último
Nosotros, aparte de haberles denunciado, seguimos, infructuosamente, buscando una sola enfermera en Asturias que haya recibido notificación del mismo (Revista, carta, mail, panfleto de cursos, prensa, radio, televisión, etc). La única que parece enterarse de todo es la Sra. Secretaria (la nueva, no la otra, que llevamos tres en menos de dos años), que firma papeles con una diligencia pasmosa. No nos cabe la menor duda que, visto su servilismo ciego, tendrá también bastante que explicar en los juzgados en los próximos meses.
Si pusieran el mismo empeño (y presupuesto) en la prensa regional para anunciar los procesos electorales, tal vez, y solo tal vez, cualquier Juez podría pensar que son honrados. Pero como está todo coleccionado, registrado y documentado (sí, somos en eso somos bastante puntillosos) pues nos encantará declarar y mostrar el elenco de estupideces y sinsentidos que han ido cometiendo históricamente, y sobre todo desde hace dos años.
La vía que se está siguiendo para sacar sus apoltronados traseros del Colegio, que no se olviden que es de todos, es cualquier cosa menos rápida. Y deberían, al menos, tener la decencia de reconocerlo.
No les culpo por ello, ya que han hecho del Colegio y las cuotas de todos, su parásita forma de vida durante décadas; y esa situación está resultando complicada de revertir, pero al menos tengan el decoro de no llamarla "fácil", porque hay mucha gente poniendo dinero y esfuerzos en los constantes juicios, tropiezos y absurdos recursos que ustedes tanto gustan de interponer. Un mínimo de vergüenza, por favor. Tal vez sea demasiado pedir.
Pero la guinda de todo, el nuevo tiro en el pie del callista, y lo que nos hace pensar que las “notitas” en prensa se las escribía el enemigo, un amigo tonto, o incluso nosotros mismos, es el final del “comunicado” publicado en Junio de 2016.
Ahora resulta que el Colegio de Enfermería (que es quién firma) se vió en la obligación de mezclar churras con merinas y verter en prensa que “una Colegiada Asturiana” había interpuesto una demanda contra una asociación sin ánimo de lucro. Vamos, como si del HOLA se tratara, es obligación ineludible de la institución, gastarse el dinero en informar a la población de los procesos judiciales que tengan abiertos las "anónimas" Enfermeras de Asturias. Todo muy normal y decente.
Nosotros cortándonos en publicar documentación judicial, y ellos cascándolo a los cuatro vientos.
Venga, hombre, no se anden por las ramas. A nadie se le escapa ya a estas alturas quién es la que demanda, y las razones que puede tener un Presidente imputado por apropiación indebida para apoyar y difundir esa demanda. Ya podía el Colegio defender a todos los Colegiados con el mismo fervor; o al menos, responder a algunos de sus requerimientos. En lugar de eso, seguimos esperando lo expedientes disciplinarios (¡ocho nada menos!) con los que se nos amenazó hace casi dos años.
Está claro que no todos somos iguales. 
En cualquier caso, y volviendo al uso particular y de “Cortijo” que ustedes hacen con lo que , por ley, es de todos,  aquel nuevo gasto inapropiado se sumó a todos los anteriores; con especial mención al panfleto “La Verdad del Codepa”, cuya aprobación, presupuesto y gasto confirmado todavía estamos a la espera de recibir, tras haberlo solicitado a través de los medios oportunos y haber recibido la respuesta de siempre. Ninguna. 
Teníamos la esperanza que haber sabido algo en la obligatoria Junta General que debiera haberse celebrado antes de final de año y que ustedes se han pasado por donde se empiezan los cestos.
Debe ser que la Sra. Tesorera prefiere dar la información en el juzgado también.

Sigan el juego. Y sigan, por favor, calentando a las Enfermeras de Asturias que, por mucho que ustedes se empeñen, no son imbéciles.
Con lo único que cuentan ustedes, ya de forma explícitamente irregular, es con dinero (el nuestro) para intentar ahogarnos en procesos, juicios y abogados. Asquea lo cobarde que resulta, y lo vergonzante que puede ser un sistema creado para que “esto” sea lo normal.
Lo que les hemos enseñado hasta ahora (asambleas multitudinarias, rechazo de presupuestos, solicitudes de dimisión, manifestaciones a pie de calle, etc) no es ni la mitad de lo que se les viene encima. Por eso, desde este humilde púlpito les animo, por favor, sigan ustedes por la línea que llevan desde 2014  y calienten a la profesión.
Porque son ustedes los que llevan dañando la imagen de la Enfermería toda la vida, y las enfermeras están hartas de que les tomen el pelo.
Sigan despertando a la bestia, por favor. Sigan insultando.
Ya han recibido ustedes reprobaciones del Consejo de Transparencia y Buen Gobierno (por favor, dejen de cacarear que hacen todo bien "como no puede ser de otra manera", porque ya les han dicho que no, que no lo hacen bien), por recibir, han recibido ustedes reprobaciones hasta del mismísimo Consejo General de Enfermería de España
Pero si les parecen pocas, tranquilos, porque está escrito que, más temprano que tarde, su final lo tienen que escribir las Enfermeras Asturianas. Ni Jueces, ni fiscales, ni prensa ni instituciones. Serán las Enfermeras las que pongan fin a tanta desfachatez.
Así que, por favor, aunque sea casi con un año de retraso, denuncien.
Dinero no nos va a faltar, tiempo tenemos bastante más que ustedes, y Enfermeras hartas de que las traten como tontas, gracias a ustedes, cada vez más.


domingo, 12 de febrero de 2017

2016, el año que nunca existió

Ya hemos comenzado una nueva vuelta alrededor del Sol, pero aunque nos hayamos movido cientos de miles de kilómetros a lo largo del vasto espacio, la Enfermería en Asturias sigue, lamentablemente, en el mismo lugar; por desgracia hemos perdido otro año.
Concretamente 366 días. Sí, 2016 tuvo ese día extra, que también hemos desperdiciado. Así, el CODEPA, y por ende toda la Enfermería asturiana, han acaparado a lo largo y ancho del curso pasado noticias en la prensa regional (incluso nacional) de auténtico esperpento y vergüenza propia y ajena. Mucho ruido mediático, pero ningún avance en la profesión ni en la sociedad. más bien, todo lo contrario...
Como en aquella película "El viaje a ninguna parte", aquí las cosas se han ido moviendo para seguir exactamente en el mismo sitio (el mismo desde hace varias décadas ya). Podemos hablar de Losismo o de Losa&AlfonsoRomanismo o simplemente de caradurismo recalcitrante y atemporal.
Ningún bien hace a la Enfermería una autoproclamada y recusada Junta de Gobierno (hace tiempo que se autodenominan "Junta Ejecutiva"), que parece estar dentro de la misma caja que el gallego gato de Schrödinger. Es obvio el interés particular que los dirigentes del CODEPA tienen para aferrarse con tanto afán (como desprecio a las normas) a sus cargos. Sin embargo el objeto de esta entrada es mostrar el daño que esta situación supone para la profesión en particular, y para la sociedad asturiana en general.
Ya no hablaremos aquí de la cantidad de normas y derechos que les son usurpados y pisoteados a los colegiados asturianos, y a los ciudadanos en general. Tampoco del evidente oscurantismo en la gestión (no solo económica) de la entidad, ni de sus repercusiones, ni siquiera de las judiciales.


Hemos visto como en otras regiones, con unos Colegios de Enfermería serios y con ganas de trabajar por el desarrollo profesional, se han logrado avances que aquí ni siquiera se han planteado con un mínimo de rigor.
Así, por ejemplo, en Murcia han implantado la Enfermera Escolar aquí la noticia . Y esto no ha venido caído del cielo, sino que ha sido "gracias al esfuerzo de asociaciones de padres, de pacientes, de la Sociedad Científica Española de Enfermería Escolar y del Colegio de Enfermería de la Región de Murcia, entre otros". Parece evidente que entre todos esos favorecedores del desarrollo de la profesión no está el Consejo General de Enfermería que, muy al contrario, se ha dedicado a denostar la labor de Amelia Corominas y su equipo en el Colegio de Enfermería de Murcia. Aquí avisamos de las diferencias entre Murcia y Asturias .

Lo de Navarra... es, directamente, para suplicar que nos adopten en su Colegio de Enfermería o largarse pitando a trabajar allí para poder darse de alta.
Lea esto y procure no morir de envidia
"En el apartado de servicios a colegiados, se mantienen los importes destinados a las becas para presentar comunicaciones en congresos (20.000 €) y las becas de doctorado (10.000), mientras se ha previsto un incremento para las Jornadas que viene celebrando el Colegio, dada la buena acogida e interés que despiertan entre los colegiados/as, así como su contribución al desarrollo de la profesión enfermera. Cabe recordar que en 2016 el Colegio organizó una Jornada de Investigación (marzo), la Jornada anual que este año abordó los "Nuevos perfiles de la Enfermería" (abril) y la Jornada sobre el acceso a la historia clínica (noviembre)."
No solo gastan mejor el dinero de los enfermeros navarros, sino que además les sobra para comprar una sede en Tudela. Aquí son tan casposos que cierran las dos que había fuera de Oviedo, y no solo nos lo venden como un gran avance y ahorro (que no presupuestan ni justifican) sino que, además, nos pretenden echar la culpa a nosotros. Será que ya no hay pan para tanto chorizo.
En Asturias, la realidad es que los pocos avances que ha habido, han sido a pesar del CODEPA.
Por ejemplo el Programa Paciente activo Asturias (PACAS), de la Consejería de Sanidad, ganador del Premio Enfermería en Desarrollo 2016. Aquí la noticia. No creo que nadie de la consejería haya tenido visitas ni reuniones con nadie del Colegio de Enfermería. Eso espero, porque la imagen de ver juntos en una misma sala al consejero y al presunto delincuente Emilio Losa se parece más a un Sketch de José Mota que a algo digno ser mentado o fotografiado.
Lo de subvencionar con 300 euros, o con el 100% de la inscripción el Maxi-congreso del CIE, suena a broma de mal gusto. Hace unas pocas semanas, por ejemplo, se celebró el congreso de Investen, el más importante para la Enfermería real (no la de salón, corbata y puro en la sobremesa), y la subvención del CODEPA  a este evento fue de 0 euros. Igualmente, subvenciones sin haber sido presupuestadas, ni presentadas, ni aprobadas en Junta General. Dinero de todos al servicio de unos pocos; sello de presentación de la "buena gestión".
Lo bueno es que nos vamos a ahorrar tener que pedir el acta de la Junta General 2016 porque, en una nueva violación de sus obligaciones y nuestros derechos como colegiados, no se ha celebrado. Retomando el título de esta entrada, una prueba más de que 2016 no ha existido.



Resultado de imagen

También es reseñable que el SESPA (esa máquina de triturar enfermeras) haya modificado su Pacto de Contrataciones para seguir como estaba la cosa, con los evitables líos entre especialistas y ¿generalistas? en las bolsas de trabajo, con el absurdamente retroactivo cambio de horas por créditos de formación, y con el rigor de costumbre. Al menos, de todo este asunto la Enfermería ha sacado alguna loable iniciativa como la de esos sufridos enfermeros eventuales que hartos de la indiferencia de los protagonistas de todo este laberinto se han agrupado para dar mucho que hablar (y pensar). ASEVINSE, aquí su blog


A nivel nacional el panorama es igualmente desolador...
  • La mesa (coja) de la profesión enfermera sigue de gira folclórica con el inefable asunto de la prescripción, amenazando con imaginarias huelgas mientras otros colectivos afilan sus garras para ocupar el puesto de la Enfermería. 
  • El CGE se dedica en cuerpo y alma al congreso del CIE en el que ejercen de anfitriones, sin reparar en gastos ni subvenciones. Todo sea por la causa.
  • La mayoría de colegios de enfermería celebran Juntas Generales a las que no asiste ni el 1% de las enfermeras, y a las que todo esto les suena a realidad paralela.
  • La Enfermería Docente y Universitaria están absolutamente desconectadas de la realidad profesional y de otros intereses que no sean los suyos propios.
  • De investigación en Enfermería mejor no hablamos...
  • En asuntos de democracia y libertad de expresión hemos retrocedido al medievo (o paleolítico si se prefiere). Ahora las enfermeras ya no podemos decir lo que pensamos sin antes asegurarnos de que no ofende a ningún directivo de los colegios de enfermería. Ahora hay justicia y orden al margen de la Justicia que todo Estado de Derecho ofrece. Ahora hay, sólo para enfermeras, la justicia y orden particular de la organización colegial (la del CGE para todas y la de cada colegio para cada una). El CGE pide expedientar a una enfermera por comentarios ajenos a su profesiónYa en el Colegio de Valencia lo inventó mucho antes.

Y pensar que haya gente que aún sostenga que hacen falta enfermeras... ¿Para qué?.

La respuesta es muy sencilla. Detrás de las supuestas necesidades de la sociedad, de los sistemas sanitarios y de los pacientes, existe en España una realidad a la que se incorporan todas la Enfermeras cuando terminan la carrera. Una realidad que que pierde en los anales del tiempo y que dura toda la vida profesional.
Una realidad en la que muchos profesionales ni siquiera saben que están metidos, pero a la que colaboran y sostienen diariamente.
En esa realidad, 2016 si que existió, y sirvió como todos los años, para hacer caja.




lunes, 16 de enero de 2017

La leyenda urbana hecha realidad.

Hace ya años que corre por los "mentideros" enfermeros la leyenda urbana que, en cierto modo, explica las enormes dificultades que experimentamos las enfermeras para acceder a nuestros colegios profesionales; y que explica cómo es posible que mandos colegiales se perpetúen en sus cargos durante décadas sin que nadie pueda hacer nada.

Cuenta la leyenda que, de vez en cuando, se produce algún movimiento y hay grupos de enfermeras despistadas en las que brota la idea de que pueden tener derecho a controlar, gestionar y dirigir su colegio, o simplemente, a pedir explicaciones a quienes tienen el deber de darlas.
En esas contadas ocasiones, y todo según la leyenda, las fuerzas vivas que dirigen tales organizaciones utilizan una red secreta (sí, una especie de red social oculta, anterior a facebook, twitter,...), y tiran de amigotes, amiguitos, y chicos malotes para remover las bases de datos, listas y censos colegiales.
Así, semanas antes de unas elecciones colegiales, o de asambleas importantes en las que se vayan a tomar decisiones sensibles, el censo colegial tiene la misteriosa capacidad de aumentar su número.
Aquí las versiones de la leyenda cambian según los lugares en que se oye; gracias a jubilados, liberados sindicales, cargos colegiales, simples colegiados...de otras provincias. Algunas versiones llegan a decir (nosotros no lo creemos) que se llegan a colegiar enfermeras fallecidas...

Imagen de la web de SATSE

Y eso pensábamos nosotros, que eran leyendas urbanas...
Sí es cierto que existe una corriente creciente, pese a nuestros intentos de informar en los últimos tiempos, de enfermeras que pretendiendo minimizar en lo posible el "impuesto", buscan los colegios que les dan más facilidades como el de Madrid (CODEM), que cobra cuotas más baratas (suponemos que a costa de no pagar luego al Consejo General de Enfermería). Aunque después de la última asamblea general las cosas también cambiarán en ese sentido. Ah! Es verdad, la asamblea General del CODEM...

Bueno, pues en nuestra torpeza, hemos descubierto una práctica muy habitual que es que titulados que no tienen la obligación de colegiarse, porque no ejercen asistencialmente, se colegian. Algunas, de hecho, en varios colegios profesionales a la vez, no solo en la provincia en la que NO ejercen, ¡sino en otra en la que ni siquiera  residen!.

O sea, el mundo al revés, las enfermeras obligadas a colegiarse buscando el sitio más barato o buscando como evitar la colegiación, y quienes no tienen obligación, peleándose por colegiarse de provincia en provincia y gastándose una pasta en ir a las asambleas....

Y esto me recuerda la última e infame asamblea ordinaria de colegiados del CODEM. Sí, ahí perdimos nuestra candidez e ingenuidad al descubrir que, efectivamente, la leyenda urbana es en realidad una práctica muy real. Así se perpetró la infamia, de la manera más indecente, delante de la cúpula mayor de la enfermería española que estaba encantada de que el CODEM, por fin, volviera al redil, fuera como fuera.

De confirmarse (que no se ha desmentido) esta noticia, de la que se han hecho eco ya la prensa y los  medios, por lo espectacular y esperpéntico; lo mínimo sería esperar un poco de dignidad de los dirigentes de las diferentes organizaciones  que manejan el cotarro, y que se depurasen responsabilidades, además de declararse nula esta asamblea, así como los resultados de las votaciones llevadas a cabo.


No hay cosa más fácil que echarle la culpa a los demás. Tan sencillo como fútil.

Sirve para descargar un sentimiento de frustración y una sensación de malestar que le trasladamos a los otros. Pero tiene un inconveniente; si la culpa de un problema es de los demás, la solución deja de estar en nuestra manos. Quedamos a la deriva en un limbo del que solo un golpe de suerte nos rescatará. Esta forma de pensar sirve para ciertas cosas, como pequeños o lejanos problemas que apenas tienen repercusión en uno mismo. Pero la vida suele ser más compleja de lo que el pensamiento ingenuo del echarle la culpa al resto puede permitirse.

Esto es evidente en el caso de los sindicalistas que presuntamente se han colegiado en el CODEM, por motivos e intereses que saltan a la vista y que, desde luego, no coinciden con los de las miles de enfermeras madrileñas ni de aquellas provincias de donde han abandonado a sus afiliados. Ya hemos dicho hace mucho tiempo la diferencia entre Colegio y Sindicato, aunque en Madrid parece que están intentando darle una vuelta más a esa tortilla.

En seguida se han alzado voces  que con enorme acierto han denunciado estas prácticas, inmorales y tal vez ilegales. Ahora bien, pretender pensar que el CODEM, o cualquier institución a la que pertenecen miles y miles de profesionales, ha sido secuestrada por unas decenas o apenas 200 sindicalistas y palmeros afines a la presunta "corrupción" del sistema es demasiado ingenuo y alejado de la realidad.

Obviamente, no significa que no haya cientos de aprovechados de la ¿buena fe? de las casi 50.000 enfermeras madrileñas, o las miles de colegiadas del colegio que sea. Ya vemos que hay abundantes noticias de las irregularidades y presuntos delitos que se cometen en los colegios de enfermería. Para muestra y punta de lanza, el de Asturias.

Sin embargo, es fundamental reconocer que esas maniobras serían imposibles si las enfermeras ejerciesen sus derechos y acudiesen a las Asambleas y Juntas Generales de sus colegios profesionales. Si fuesen a pedir explicaciones, a votar en contra de aquellos puntos que no tengan claros o que no comprendan. Si dejasen de permitir que mancillen sus derechos y las tomen por lerdas.
Cabe recordar, que en esta Junta General madrileña se decidió, no solo el reparto oscuro de 9 millones de Euros, sino también la posibilidad de ejercer el derecho de colegiada en asamblea. Ahora las enfermeras madrileñas se rigen por compromisarios, con enorme regocijo de los sindicalistas del #SATSEcuestro.



Pretender excusar el secuestro de un colegio a manos de unos jetas por el abuso de confianza y la inmoralidad de éstos, en vez de por la dejadez del 99,94% de los colegiados que nunca han acudido a ejercer su derecho a la gestión de la institución a la que obligatoriamente pertenecen... es tan fácil como absurdo.
Tanto o más que pagar cuotas del SATSE a la vez que las del CODEM ¿A caso no son lo mismo? ¿No hablaban los liberados sindicales de ahorrar en cuotas?.

Mientras las enfermeras no sean conscientes de que buena parte de la culpa de esta situación es suya, nada va a cambiar. Los sindicalistas se irán, vendrán otros caraduras y jetas, algún amiguete o plañideras varias. Pero si el 0.35% de la profesión sigue decidiendo sobre lo que se hace y se gasta, la culpa tiene que ser necesariamente del otro 99.65%. Por evidente, aplastante y ámplia mayoría.

¿Que a las enfermeras madrileñas les han robado la democracia participativa y ahora todo lo deciden x compromisarios en su representación? ¿Alguien cree que les importa lo más mínimo?.

Hay en Madrid, un puñado de valientes, que perseveran en su lucha con estos gigantes, unos pocos que pelean como jabatos por tener un CODEM realmente transparente y decente, pero mientras la mayoría silemciosa no cambie el discurso, los malos seguirán saliéndose con la suya.